Google+ Followers

domingo, 28 de junio de 2009

...Y, pasada la resaca mediática...


Bueno, creo que hoy domingo 28, tres días después de la muerte de Michael Jackson como que ya me siento en posibilidad de comentar un poco el suceso.

Y es que en primera instancia la verdad es que ni siquiera lo podía creer. El jueves por la mañana me sentía consternado por la muerte (ya esperada), del magnífico "Ángel de Charlie", doña Farrah Fawcet. De hecho, en este mismo espacio ya había tocado el tema de su lamentable situación a causa del cáncer de colon que la aquejaba, en el post "La vida sí se acaba".

Entonces toda la mañana de ese jueves fatídico platicaba con algunos amigos y contactos del feisbuc y del twitter respecto a tan lamentable acontecimiento.

Y de repente, lo peor empezó a ceñirse vía twitter (que buena comunidad social, me cae). Se empezó a especual de que Michael Jackson había ingresado al hospital debido, al parecer, a un infarto o algo así.

La verdad es que yo no le tomé importancia por que las "estrellas" de repente así se las gastan. De Jackson ya se había hablado mucho de un cáncer en la piel, de una despigmentación en la piel, de que no tenía nariz por tanta cirugía plástica, y un largo etcétera. Por esa razón realmente no me interesó mucho al respecto.

Sin embargo, poco a poco y casi sin darme cuenta, empezaron a postear informes de que Michael Jackson había muerto. "Que broma tan negra", pensé. Pero la "broma" empezó a multiplicarse con el paso de los minutos. Fue así como me puse a investigar por la red, para percatarme que solo la página TMZ es la que habái dado esa noticia, pero ni L.A. Times, ni CNN, ni NYT, ni la BBC habían hecho algún tipo de eco al respecto, solo informaban que Jackson había ingresado al hospital.

Pero poco me duró la incertidumbre, como a las 5 de la tarde, el "Los Ángeles Times" publicó en la portada de su web site, la noticia de la muerte de Michael Jackson. Era evidente, un periódico tan serio no iba a publicar una noticia de esa naturaleza sin tener la certeza de que ésta fuera cierta. Así poco a poco el NYT y al rato la BBC hicieron lo propio. El fatídico hecho era una realidad. El mismo día de la muerte de Farrah Fawcett.

Y de ahí la avalancha mediática de información. Por todos lados y por todas partes se empezó a hablar de Michael Jackson. Gente que de verdad era fan hasta puso cyber moños negros en su feisbuc.

Fue con el paso de las horas, y de los días, que poco a poco empecé a asimilar el verdadero alcance de tan lamentable suceso. No se trata precisamente de la persona, la gente muere a diario y además yo ni siquiera conocía al fulano.

Se trata más bien del fenómeno, del artista, de su trabajo, pero sobre todo de su influencia en la cultura musical popular desde la década de los 80's hasta nuestros días. Es el cierre de un fenómeno musical que nos marcó a todos y que el pasado jueves 25 de Julio finalizaba repentínamente y para siempre.

ALguien comentaba en el twitter: "Nunca me imaginé la vida sin Michael Jackson". Y efectívamente así nos pasó a muchos. Los que crecimos con él, los que bailamos su música, los que fuimos testigos en primera fila de ese fenómeno cultural pupular que significó su álbum Thriller. El que todo mundo quiería bailar como él, el que todo mundo cantaba sus canciones.

El sentarse por primera vez un sábado por la noche a babear mientras veíamos en la telera por vez primera esa mini película extraordinaria que fungió como vídeo para Thriller. Ese video marcó la música popular para siempre por lo inovador de su concepto. Tan solo este sábado cuando en uno de los tantos programas de espectáculos de TV Azteca estaban transmitiéndolo, de repente toda mi familia nos paramos frente al televisor a observarlo con detenimiento.

Mi sobrina de 8 años, se puso a imitar a Michael Jackson, y todos mis familiares coincidimos en lo bien hecho que estaba el video, la perfecta coordinación de los bailarines, y la buena interpretación de la rola. Ésto en 2009 ¿Se imaginan el revuelo causado en 1983 cuando se realizó?

Michael Jackson influyó en todos los campos habidos y por haber en el espectáculo a nivel global, y eso que en esa década no había Internet ni nada por el estilo. En 1984 Televizca creó un programa que duró un rato denominado "Disco Jackson" conducido por César Bono, y donde iban a concursar grupos de "Break Dancers" y/o bailarines amateurs. Nomás para que se den color hasta dónde lllegó al influencioa de este hombre.

Y es así, que poco a poco y de manera inexorable, me concientizo más del hecho, y me invade la tristeza. Siento como un hueco en la panza. Me puse a ver el DVD de HIStory y la verdad si que sentí gacho. Termina una leyenda de la que yo fuí testigo, una leyenda que yo viví, nadie me contó nada, mucho más fácil que yo la cuente.

Ahora entiendo a la gente que se sintió muy mal cuando murieron Elvis Presley o John Lenon, por ejemplo. Como que te quitan algo, pierdes parte de tu identidad musical que te acopañó en tu juventud. Como que algo dentro de tí muere con el personaje que se acaba de ir...

La neta se siente bien gacho.
Pero bueno, ni hablar, aquí seguimos.

1 comentario:

  1. Sin duda nadie imagino un mundo sin Michael Jackson, porque tanto a propios como extraños la noticia nos dió en la panza.. A mi tampoco me contarón, es cierto que no fui un gran fan pero crecí viendo a mis hermanos adorándolo y siendo parte de aquella historia. Es una pena que de alguna forma, cuando crecemos vamos dejando de largo aquello que hace lo que ahora somos, musical o personalmente hablando. Y eso sucedió con él, ahora todos sus detractores y jueces salen a decir que era su inspiración y que el mundo nunca será igual.. Y así será, se ha ido el rey..

    ResponderEliminar